Las expectativas de ñublensinos que viajan al encuentro con el Papa

  • Por: LaDiscusion.cl
  • Fotografía: Fernando Villa

Con mucha alegría partirán los fieles de Ñuble al encuentro con el Pontífice en Temuco.

La cita, que tiene lugar en el aeródromo Maquehue a eso de las 10:30 horas de mañana miercoles, ha significado un gran desplazamiento de los peregrinos desde diversos puntos de nuestra región.

Desde las parroquias de la Diócesis San Bartolomé de Chillán se han dispuesto cerca de 60 buses para el traslado de los fieles, los que partirán hoy a las 20 horas.

Amalia Escalona, que asistirá en compañía de su padre al encuentro del Papa Francisco, se prepara para el viaje tomando las medidas necesarias para que la experiencia sea expedita.

“Tomamos en consideración el clima para el viaje, el estado de ánimo ya que debemos estar bien preparados para la jornada que será larga. Llevamos un buen cocaví y bloqueador solar y las demás cosas que siempre se lleva en un viaje”, dice Amalia, destacando que lo más importante es ir de muy buen ánimo para vivir esta experiencia que espera signifique un fortalecimiento espiritual.

Clemira Neira, al igual que Amalia, se prepara con bloqueador, cocaví y agua, pero para ella lo más importante es la preparación espiritual.

“Lo más importante es ir con nuestra fe a este encuentro. Yo por eso voy, porque tengo fe.

Quiero estar cerca del Papa. Él es un enviado de Dios y viene a hacer algo bueno por nosotros”, dice Clemira.

Julia de la Fuente, otra peregrina chillaneja, dice estar muy contenta por ir a ver al Papa. En un comienzo no iba a asistir, pero ahora se le dió la oportunidad y viajará en compañía de una amiga.

“Mi corazon se llenó de alegría cuando tuve la oportunidad de asistir. Quiero estar cerca de él para ver si me puede bendecir. Espero que haya mucho entusiasmo entre la gente, porque esto es algo muy grande para católicos”, dice Julia.

31 años desde la visita de Juan Pablo II

Este año, se cumplirán 31 años desde la primera venida de un Papa a nuestro país, oportunidad en los fieles se trasladaron hasta Concepción al encuentro de Juan Pablo II.

Muchos de quienes vivieron ese momento también irán al encuentro de la gira por Chile y Perú del santo padre.

“Yo fui a Concepción el '87. Era joven y no lo valoré tanto, pero con el tiempo sí lo hice. Lo vi muy de cerca cuando pasó en el papamóvil. Jamás lo he olvidado. El solo verlo transmitía una paz y espero esto sea igual que aquella oportunidad”, es lo que comenta Julia al respecto.

Clemira, quien en aquella época residía en Santiago, recuerda sentir también la paz del pontífice. “Lo vi desde mi casa y fue algo muy lindo. Sentí algo inexplicable cuando lo vi. Siempre lo recuerdo. Fue algo que me emocionó mucho, sentía que me tocaban el corazón”.

Una larga espera

Desde la Diócesis, estiman estar llegando a eso de la 1 de la madrugada a Temuco y desde allí se desplazarán caminando unos 2 km para llegar al campo Eucarístico en el aeródromo.

Luego de ingresar al sector B-2, que es el asignado para Chillán y parte de los peregrinos argentinos, tendrán que esperar allí hasta las 10:30 de la mañana, cuando se dará inicio a la misa que encabezará Jorge Bergoglio.

Así, los feligreses tendrán una larga espera para poder ver al papa.

Para Amalia, la espera significa un sacrificio más y un momento de peparación.

“Hay que tener fuerza y energía, ganas de compartir con la comunidad y estar con las pilas a mil. Será un momento de recogimiento, de paz. Es un sacrificio del que obtendremos muchos beneficios”, declara Amalia.

“Voy con una amiga y después de ubicarnos haremos oración. Llevo rosario para mi y para regalar y nos pondremos a rezar. Quiero conversar con las personas que no conosco e intercambiar experiencias”, dice Julita.

La misa de Santiago

Desde Ñuble, también hay quienes de manera particular se trasladaron hasta Santiago para participar en la misa de hoy en el Parque O'higgins.

Andrea Acuña, quien temprano salió hacia el encuentro, confesó que le impresionó que la infraestructura de Santiago estaba toda preparada para que todos llegaran al parque y que el evento se desarrolló de manera ordenada y tranquila.

“No vi manifestaciones ni nada de eso. Yo estaba en un sector de parque o'higgins que sí veía el altar, pero en otros lugares no se veía, era sólo pantalla. Entonces eso igual era fome para la gente que le habían asignado entrada a ese sector.”

El papamóvil habría recorrido todos los sectores en que se dividió el campo eucarístico y la celebración incluyó coros e instrumentos mapuches. En la ofrenda s ehicieron presente los pueblos originarios e inmigrantes, en loq ue se percibió por los asistentes como un mensaje conciliador.