Exitoso balance tras término de la Ruta Médica en Ñuble

Con gran éxito y cumpliendo las expectativas trazadas desde un inicio llegó a su término el dispositivo Ruta Médica Ñuble, el que dejó un total de 689 prestaciones de diversos tipos, realizadas con personas calle en puntos donde pernoctan, así como el dispositivos establecidos como albergue y hospedería, esto en los 36 días contemplados de labor.

La iniciativa fue ideada y financiada por parte de la Seremi de Desarrollo Social del Biobío y ejecutada por el Servicio de Salud Ñuble, a través de personal médico dispuesto para ello. Además de brindar atención en salud a personas calle, también logró ubicar puntos calles no tradicionales en Chillán, lugares hasta donde se trasladó el personal para cumplir con tareas de atención asistencial.

Plaza San Francisco, Terminal antiguo Línea Azul, Mercado de Chillán, Iglesia San Francisco, Cocharcas con 5 de Abril y O’Higgins con Collín fueron sitios que se repetían con frecuencia, ya que son puntos regulares donde pernoctan las personas calle. De igual manera las atenciones contemplaron cuadros febriles, gripales, cortaduras, caídas, limpieza de heridas y algunas derivaciones a centros de salud de mayor complejidad. La estadística menciona que el día con menor cantidad de prestaciones tuvo 15 y que el mayor fue con 24. Lógicamente las primeras semanas, debido al proceso de adaptación, las atenciones fueron menos, pero una vez conocidos y agradecidos por el servicio prestado, estas aumentaron.

El seremi de Desarrollo Social, Juan E. Quilodrán, se manifestó muy satisfecho con la experiencia, ya que se ve reflejado lo exitoso en las cifras. “Como primer año de funcionamiento, lo conseguido es muy bueno. Debo agradecer al Servicio de Salud Ñuble, a su director y a los funcionarios que nos apoyaron en esta iniciativa. Su trabajo diario ha sido reconocido por muchos actores sociales. Pudieron ganarse la confianza de las personas calle, los conocieron y la relación fue buena, eso es mucho, ya que se trata de un grupo de trato especial. Espero que esta experiencia sea la base para mejorar, para que las venideras sean mejores y se cumpla el objetivo de apoyar a los más desposeídos, con algo tan sensible como la salud”.

El doctor Iván Paul, director del Servicio de Salud Ñuble, señaló que, “este programa, inédito en Ñuble permitió acercar la salud a quienes más lo necesitan; las personas que viven en situación de calle, en una época especialmente compleja y dura para ellos y ellas, como es el invierno. Hay múltiples factores que condicionan de manera significativa sus posibilidades, la falta de redes de apoyo, rupturas familiares, la exclusión sistemática de las oportunidades. Por ello, valoramos este programa porque ha permitido restablecer el vínculo de estas personas con los servicios y las prestaciones de salud. Creo que hemos contribuido en su cuidado y al mismo tiempo, el equipo de salud ha aprendido y atesorado esta experiencia de servicio”.

La Ruta Médica en Ñuble, parte del Plan Invierno del Ministerio de Desarrollo Social, funcionó durante 14 semanas, donde un equipo clínico integrado por un médico, técnico paramédico, enfermera y asistente social, realizó atenciones de salud en terreno, que incluía control de síntomas; indicación de medicamentos; primeros auxilios, curación de heridas, control de signos vitales y nebulizaciones.

Para este 2018 se contempla que se replique nuevamente. El seremi mencionó que, en su momento, esto deberá ser expuesto por la autoridad pertinente y dependerá de la disponibilidad de recursos para ejecutarla nuevamente, pero debido al éxito y por ya ser considerado un dispositivo parte del Plan Invierno, no debería haber inconvenientes en repetirlo.