PDA: miden eficiencia de casas con aislación térmica

Los trabajos de medición los está haciendo la Consultora Ecosustenta, en conjunto con la U. de la Frontera.

Con la finalidad de determinar cuál es el nivel de eficiencia energética de las casas a las que se le incorpora una correcta aislación térmica en su estructura, la Secretaría Regional del Ministerio de Vivienda y Urbanismo del Bío Bío inició un estudio técnico en 10 propiedades de Chillán y Chillán Viejo.

La investigación se aplica a propiedades que fueron beneficiadas con el subsidio de mejoramiento térmico, en el contexto del programa estructural consignado en el Plan de Descontaminación Atmosférica (PDA) vigente en la intercomuna desde marzo del año pasado, según explicaron desde la Seremi del Minvu.

El trabajo realizado consiste en medir diversos factores de la vivienda en su estado original, es decir sin aislación térmica, para posteriormente poder verificar la efectividad del programa cuando se ha incorporado el sistema.

Paula Vega, arquitecta y directora general de Ecosustenta Consultores, empresa a cargo desde el año pasado de la implementación del PDA en Chillán y Chillán Viejo, comentó que se están analizando las viviendas desde el punto de la calidad del aire interior, para lo cual se están utilizando en el análisis instrumentos como las cámaras termográficas en techumbres, muros, pisos ventilados, radier, etc., lo que permitirá verificar los puntos débiles de la envolvente.

“La idea es cuantificar objetivamente cuánto mejora la vivienda en su condición sin aislación térmica y luego de que se acondicione térmicamente; entonces eso va a repercutir en que podremos analizar la demanda energética de la vivienda antes de la intervención y después de ella (...). La voluntad de estos planes de descontaminación atmosférica es disminuir los índices de contaminación ambiental para que las familias casi no usen leña o combustibles contaminantes y así reducir las emisiones” comentó la profesional.

Estudio
La labor de medición de hermeticidad del aire de las viviendas que se está haciendo consiste en medir mediante una prueba las filtraciones que hay en la envolvente de las habitaciones, punto clave del estudio, ya que se tendrán  detalles sobre la conservación de la energía de la vivienda o edificios.

“El objetivo es determinar qué niveles o rangos de infiltración tienen las viviendas. En general en nuestro país no hay muchas mediciones con respecto a este parámetro, de modo que tendremos la posibilidad de asociar los resultados a lo que se está empezando a exigir en cuanto a los mejoramiento térmicos como en los proyectos nuevos; no es tan fácil sellar o hacer que las infiltraciones bajen”, enfatizó Juan Pablo Cárdenas, ingeniero del Departamento de Ingeniería de Obras Civiles de la Universidad de la Frontera que trabaja en el piloto de medición.

Expectativas
Hasta un 40% menos de energía para calefaccionarse durante la temporada de otoño-invierno necesitarían las casas de Chillán y Chillán Viejo a las que se les interviene físicamente y se les acondiciona  una correcta aislación térmica, según cálculos preliminares  de la Seremi del Minvu del Bío Bío.

La finalidad del Ejecutivo es dotar de un buen envolvente  a más de 20 mil residencias de la denominada Zona Saturada de Ñuble en 10 años, con el objetivo de que sus propietarios disminuyan el consumo de leña durante la climatización del hogar, y al mismo tiempo eviten la emisión de material particulado fino (MP2,5), compuesto contenido en el humo de leña.