Obispo preside Te Deum con fuertes críticas al Gobierno

Un mensaje particularmente crítico emitió el obispo de Chillán Carlos Pellegrin.

El obispo de Chillán, Carlos Pellegrin Barrera, presidió hoy a las 19.00 horas el Te Deum de Fiestas Patrias, que este  año se adelantó en dos días a lo que ha sido la celebración tradicional en los últimos años en la Diócesis de Chillán. 

El obispo se detuvo en su mensaje en la agenda valórica que ha marcado la pauta durante las últimas dos semanas, llamando a orar por los gobernantes para “que la sabiduría de Dios los libere de toda inclinación a imponer ideas y formas de vida contrarias a la tradición cristiana y republicana”, en clara alusión a la reciente aprobación del aborto en tres causales, que ya generó polémica con la Iglesia Evangélica.

Además defendió “el matrimonio entre un hombre y una mujer; y la férrea defensa a la vida tras la aprobación de la ley de aborto”.

En la liturgia de Acción de Gracias, que también se desarrollará en las distintas parroquias de la Diócesis durante el fin de semana, la Iglesia pidió “al Padre Dios que bendiga y conduzca a nuestra Patria por las sendas de la verdad, justicia y libertad con motivo de conmemorarse los 207 años de Independencia Nacional”.
 

“Frenesí legislativo”

En su mensaje el obispo Carlos Pellegrin no ocultó sus críticas contra el actual Gobierno, asegurando que está ejecutando un “frenesí legislativo”, y deslizando cuestionamientos a las reformas educacional y económicas. Precisó que “muchas leyes aprobadas recientemente, y no pocas en gestión, lamentablemente ignoran la dimensión espiritual y valórica que es parte esencial del alma de nuestro pueblo. Así, en los últimos meses, hemos sido testigos de un verdadero frenesí legislativo, que no desea dejar nada para el futuro y apresura la aprobación de leyes, sin darse el necesario tiempo de reflexión para alcanzar buenas decisiones. Con la bandera de la diversidad se imponen las minorías ante el silencio incrédulo de las mayorías que siguen deseando un país donde los valores trascendentes sean la fuerza inspiradora de nuestra convivencia nacional, que no se alcanza con un decreto ni se decide a mano alzada.

Pareciera que la ideología justifica cualquier sacrificio, aún aquel que pone en riesgo la libertad de enseñanza, la calidad de la educación de las futuras generaciones, incluso el futuro económico y estabilidad social de la nación”.

En pasajes de su mensaje Pellegrin insistió en cuestionar la aprobación del aborto en tres causales y la oposición al matrimonio igualitario. “No podemos dejar de insistir en la importancia de defender la vida, promoviéndola desde su gestación en el seno de la madre hasta su muerte natural. Al proclamar la verdad del amor humano, reiteramos el carácter nuclear del matrimonio entre un hombre y una mujer, la centralidad de la familia, y el derecho de los hijos a tener el referente masculino y femenino, esencial para su desarrollo normal y sano en la vida”, comentó Pellegrin.

Misericordia para militares

Pellegrin tocó en su mensaje otro tema contingente: la libertad que piden familiares de militares condenados por delitos de lesa humanidad post septiembre de 1973. “La familia chilena requiere de respuestas que no son solamente de carácter económico o material, requieren de diálogo y búsqueda de grandes acuerdos. También requiere de misericordia, que engrandece el alma de todos; no se puede estar viviendo del odio todo el tiempo, la búsqueda de la justicia también implica misericordia, especialmente hacia los ancianos, que han sido condenados por delitos de lesa humanidad, y que hoy, con enfermedades terminales, se han convertido en las nuevas víctimas de la paradoja de una justicia sin misericordia. Todo indica que hemos perdido el rumbo cierto y que hemos estado construyendo una sociedad que ha buscado por demasiado tiempo la felicidad en lo material y en lo efímero, descuidando la dimensión espiritual del ser humano”.

Región de Ñuble

El proceso de instalación de la Región de Ñuble fue otro de los temas que tocó el obispo de Chillán, apuntando a la unidad en la conformación del territorio.

“El único camino válido a recorrer, si queremos disfrutar del sueño de nuestra Región de Ñuble, es superar la ciega adhesión a las ideas propias, escudriñar y encontrar en los demás las manos amigas y unidas en búsqueda de la fraternidad que beneficia a todos, especialmente los más postergados. Si la intención profunda que nos ha llevado a procurar la nueva región es efectivamente mejorar la calidad de vida de los ñublensinos, más allá del cambio concreto en lo administrativo, debemos asumir muy conscientemente la tarea de promover la unidad entre todos”. 

Agregó que se constata “en todo el país y también en Ñuble, el regreso de la cesantía, los índices de corrupción, el manejo irresponsable de negocios, junto a las descalificaciones y manipulación política ante las próximas elecciones presidenciales, parlamentarias y de consejeros regionales. Ese es el contexto real del momento histórico que vivimos y que nos desafía a mantener la actitud positiva, constructiva, colaboradora y generosa para construir juntos el sueño que se hace realidad ante nuestros ojos: nuestra Región de Ñuble”.
 

Elecciones

Respecto de las próximas elecciones de noviembre, Pellegrin hizo un llamado a los cristianos a votar por las candidatos que defiendan esos valores.

“Sintiéndonos responsables por el futuro de la nación, no nos restemos de emitir nuestro voto, atentos a los programas de cada candidato. Más allá de las sonrisas y las promesas falsas de muchos, fijemos nuestra atención en la gran responsabilidad de elegir a hombres y mujeres que tengan en el alma la vocación de servicio, sin buscar egoístas intereses personales u ostentar cargos para beneficio personal”. 

Añadió que “los que creemos en Dios, favorezcamos con nuestro voto los proyectos políticos que mejor representen los ideales cristianos del respeto a la vida humana, favorezcan a la familia, promuevan el bien común, y consideren preferentemente a los hermanos en situación de vulnerabilidad”.