“Hopp es uno de los grandes delincuentes que aún estaba libre”

Con satisfacción recibió Salo Luna, emblemático ñublensino que vivió en Colonia Dignidad y que decidió escapar del enclave alemán el año 1997, el que la justicia de Alemania ordenara al ex jerarca de Colonia Dignidad Hartmut Hopp cumplir cinco años y un día de presidio efectivo por delitos sexuales contra niños chilenos en la comunidad liderada por el fallecido Paul Schäfer.

La condena tiene su origen en una solicitud realizada en el año 2014 por la Corte Suprema de Chile, a la justicia de ese país, para que el médico, que huyó hace seis años, cumpliera allá la condena por su complicidad en el delito de abuso sexual en el enclave alemán situado en la comuna de Parral.

“Para nosotros como víctimas de Colonia Dignidad ha sido una grata noticia saber que esto se puede hacer efectivo, aunque esto es una condena en primer instancia, él puede apelar. Nos llena de una cierta esperanza de algo que alguna vez se nos habló, justicia, porque nosotros mantenemos muchos trámites y deudas pendientes. Este es uno de los grandes delincuentes que aún estaban libres y que ahora se pueda creer que va pagar en cárcel, eso nos llena de una satisfacción tremenda”, declaró a Radio La Discusión 94.7.

Luna, quien sufrió abusos dentro de Colonia Dignidad, aún guarda recuerdos de la figura Hartmut Hopp, a quien acusó de encubrir los delitos.

“Era un tipo súper parco, como un hombre que siempre gozó de muchos beneficios a diferencia de los otros colonos, no participaba de actividades cotidianas con nosotros. Siempre conducía los autos de último modelo. En dos ocasiones compartí con él, era muy introvertido, conversaba muy poco, muy arrogante y las última vez lo enfrenté en un careo cuando tenía 18 años en Parral. Presentó unos medios de prueba muy irrisorios, con una firma que no era mía, y lo pude encarar”, detalló.

Agregó que “directamente no me abusó, pero sí encubrió estos abusos, él sí adoptó a un chico de nacionalidad chilena, quien fue violado en innumerables ocasiones y actualmente está en Alemania. ¿Cómo te explicas que un padre no pueda darle protección a su hijo, y calle todos estos abusos?”.

El médico alemán fue condenado en Chile por ser cómplice de 16 casos de abuso sexual de menores al interior de Colonia Dignidad y se fugó a Alemania en mayo de 2011, tras conocer la sentencia del ministro en visita de la Corte de Apelaciones de Talca, Hernán González.