Tradicional negocio de Chillán Viejo busca resurgir desde las cenizas

La mañana del sábado 27 de mayo el empresario chillanejo Juan Felipe Parra perdió el esfuerzo de 44 años de su familia, tras un violento incendio que destruyó el reconocido y tradicional restaurante y hostal “Parrita” en Chillán Viejo, en avenida O´Higgins 2570.

Ese día la emergencia obligó la llegada de 45 voluntarios quienes al enfrentarse al fuego nada pudieron hacer, ya que avanzó rápidamente por el inmueble de material mixto, dejando daños considerables.

No ha sido el primer golpe que recibe este negocio familiar, ya que en 2010 por el terremoto 27/F tuvo que dejar de funcionar por siete meses, difícil momento que se transformó más tarde en una oportunidad de crecimiento para implementar el hostal que tenía capacidad para 20 personas.

A pesar de la destrucción que generó el fuego en la totalidad del hospedaje y en el restaurante, dejando a su paso millonarias pérdidas, el reconocido emprendedor dice que esto lo deja “más fortalecido y con muchas ganas de reconstruir de rápidamente el negocio familiar” que heredó de su padre, quien falleció en 2010.

De hecho esta mañana recibió apoyo municipal para remover los escombros y volver a comenzar, pero agrega que mientras superan la emergencia, a los pocos días del siniestro, habilitaron por calle Mariano Egaña, donde existe un segundo hostal, un “restaurante de campaña” para seguir extendiendo el servicio a las empresas con las que mantienen convenio por almuerzos, y de esta manera mantener con empleo a sus siete trabajadores.

“Queremos levantarnos de nuevo esto es un tropiezo más en esta larga tarea, vamos a reconstituirnos y tendremos un mejor local. Nosotros somos un ícono de la gastronomía de Chillán Viejo, hemos recibido muchas muestras de cariño de mucha gente y apoyo material”, sostuvo el dueño del negocio familiar a LaDiscusión.cl

Respecto a las causas del siniestro, aún son materia de investigación por parte del Departamento de Estudios Técnicos del Bomberos de Chillán y la Labocar de Carabineros, personal que realizó las pericias tras el incendio y emitió un informe que está en manos de la fiscalía de Chillán

“Salimos fortalecidos, estamos con muchas ganas de reconstruir rápido y decir que Parrita queda para rato”, finalizó el empresario.

Historia

La familia Parra dio sus primeros pasos en 1973 en Chillán Viejo, cuando su padre tomó el control de la concesión del restaurante “El Parrón”, que estaba frente a la Plaza de Armas y con el pasar del tiempo creó un negocio independiente en 1976 y lo llamó “Parrita”en honor a su apodo.