Emprendedor ñublensino recibe apoyo de Luksic a través de Twitter

Juan Carlos levaba mas de un año y medio sin trabajo estable desde su última "pega" en el área hotelera, cuando inició este proyecto con un amigo.

Al estilo de filántropo Leonardo Farkas, el empresario Andrónico Luksic tuvo un gesto solidario con un emprendedor ñublensino dedicado al rubro de la comida rápida y la pastelería.

El favorecido fue Juan Carlos Parada, oriundo de San Fabián, quien junto a  un socio, impulsaron en abril pasado una pyme que bautizaron "Kimi kimi", un carro que recorre Cabrero los fines de semana. Su necesidad de crecer lo llevó en julio pasado a incorporar la venta de pasteles, con la llegada de un nuevo colega, especialista en ese rubro, que había quedado sin "pega".

La buena acogida de los productos generó la necesidad de ampliar la infraestructura para aumentar la producción, por eso el joven ñublensino decidió escribir a través de Twitter a Luksic, con la esperanza de recibir apoyo del empresario, quien a los pocos días acogió su llamado.

"Decidimos escribirle a don Andrónico Luksic, mediante Twitter, mostrándole el emprendimiento y la calidad de dulces que se generaban a pesar de tener una implementación bastante básica. Días después me contacta una asesora, llamando de parte de él que se había interesado en ayudar a nuestro emprendimiento y qué necesitábamos", comentó el joven.

La donación del empresario consistió en maquinarias, un horno semi industrial y una sobadora, avaluadas en 800 mil pesos, dinero que fue depositado a la empresa que las vende.

"La asesora llamó y gestionó la compra, cuando estuvo todo Ok, en menos de 2 semanas nos contactó para confirmar la compra. Esto fue el miércoles pasado", dijo.

Agradecido se siente Juan Carlos, ya que la ayuda de Luksic, permitió dar un nuevo impulso a su actividad, aumentando la producción y los números azules.

"Desde que supimos que nos ayudarían con estas maquinas, la gente ha tenido una tremenda acogida , disfrutan nuestros productos, incluso encargan dulces y pan por teléfono. Ha sido bastante gratificante tener tan buena aceptación de la gente de Cabrero, en general. Nos conocen bastante, eso nos tiene full motivados estamos con la camiseta puesta al 100%", comentó Juan Carlos.

El escenario es tan favorable para los emprendedores que incluso se proyectan con la apertura de una sala de venta para pasteles y pan.

"También se abrió un nuevo mercado para nosotros con esto que fue la venta de pan, pasteles y dulces para abastecer los almacenes de Cabrero, Monteaguila y Yumbel", adelantó.